Realfood Vs. Ultraprocesados

 

 

 

 

 

Muy buenos días

Con el paso de los años la culpa del sobrepeso, la obesidad y las enfermedades asociadas (cardiovasculares, metabólicas…) ha ido recayendo sobre diferentes protagonistas: las grasas o bien específicamente las grasas sobresaturadas, el colesterol, los azúcares… Y la realidad es que acostumbra a haber gran acierto en esta clase de acusaciones, no obstante, lo que termina ocurriendo por último es la demonización de un nutriente específicamente, lo que deriva en un contexto plenamente errado.

Si examinamos a los diferentes “acusados” podemos observar como cada uno de ellos de ellos ha ido pasando de ser el completo responsable de terminar con nuestra salud a un papel menos relevante, o bien por lo menos en lo que a opinión pública se refiere. Hace bastantes años se afirmaba que las grasas en sí eran perjudiciales para la salud y había que limitar su ingesta, mas a mayor estudio de las ventajas que dan las grasas monoiinsaturadas o bien poliinsaturadas la culpa ha ido recayendo sobre las grasas sobresaturadas y el colesterol, presente en comestibles como el huevo. De este modo hasta el momento en que hoy todas y cada una de las enfermedades semejan deberse a los carbohidratos y al índice glucémico. Te puede interesar: trucos caseros para perder barriga.

¿Son ciertas todas y cada una estas aseveraciones? Puesto que sí y no, veamos por qué razón.

Lo primero que debemos tener claro es el origen de los nutrientes, y es que no podemos equiparar las grasas saturadas del coco o bien el colesterol procedente del huevo con exactamente los mismos nutrientes provenientes de un comestible ultraprocesado.

Esto es una cosa que se puede extrapolar asimismo a un tema de actualidad como es el azúcar, y es que el azúcar que puedes hallar en una fruta nunca va a ser igual al de un helado, ya no solo por el azúcar en sí sino más bien por el contexto que los diferencia (presencia o bien no de fibra, agua, minerales…). Sin embargo, no todo se reduce a si el nutrientes en cuestión procede de un comestible sano o bien no, sino dependerá asimismo de la cantidad en la que sea ingerido, y es que aunque el azúcar presente en una fruta no se puede valorar de exactamente la misma forma que por ejemplo el de la bollería, no se puede justificar el consumo descontrolado de exactamente la misma pues, después de todo, prosigue siendo azúcar.

¿A qué nos referimos con esto?

Por lo general somos extremistas, o sea, o consideramos un determinado comestible-nutriente como algo super saludable o bien por contra lo demonizamos, sin existir un término medio.

Todo va a depender siempre y en todo momento del contexto individual de la persona en cuestión, y es que vivimos en una sociedad donde atletas de élite viven con temor de comerse un pedazo de chocolate al paso que personas plenamente sedentarias abusan a diario de los comestibles ultraprocesados. Así, los responsables del sobrepeso y la obesidad no van a ser específicamente el azúcar o bien las grasas saturadas (o bien por lo menos no al 100%), sino se van a deber en mayor medida a unos malos hábitos alimenticios y de ejercicio. Las compañías alimenticias procuran que esto pase inadvertido, y es que para ellas es considerablemente más rentable que adquieras cientos y cientos de productos bajos en grasa, sin azúcares, con pero fibra o bien dietéticos a que la población adopte un modo de vida considerablemente más activo y saludable. Entradas relacionadas: deshinchar barriga.

Conclusión

Adopta un modo de vida basado en una nutrición natural y saludable y ejercicio regular.

¡Feliz día!

Podéis proseguirme a través de la web (http://www.boostconcept.es) (http://www.nutricionistacarla.com), de Fb (Carla Dietista), de Twitter (@carlanutricion) y también Instagram (Boostconcept) (carlasanchezzurdo) para más blog post y consejos.

 

 

 

 

Comparte en redes:
Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial